La culpa (o culpabilidad) y la relación que tiene con el sentimiento de fracaso en tu negocio.

¿Te gustaría sentirte libre y vivir de lo que te apasiona?

Sí, Laura recordó que hacía muchos años había tenido un aborto provocado y que aún se sentía tan culpable por no haberle dado la oportunidad a ese ser de nacer…

…y afloró en su voz y en su rostro su verdadero dolor.

Además de culpable, se sentía no merecedora.

¿Qué crees que pasó en los siguientes 25 minutos de la sesión de coaching?

Y lo mejor de todo es que estos principios no solo funcionan con la culpabilidad, si no con cualquier emoción que te esté quitando tu poder.

¿Te gustaría conocer cuáles son?


Leave a Reply

Your email address will not be published.

*